Es importante asegurarse de que no se haya infectado con el VIH recientemente al comenzar a tomar la PrEP. Truvada no está diseñado para ser tomado por sí solo para tratar al VIH, por lo que al utilizar Truvada como PrEP, si usted ya tiene VIH, significa que no está recibiendo un tratamiento óptimo para suprimir al virus; puede estar aumentando su riesgo de desarrollar resistencia al medicamento y limitando sus futuras opciones de tratamiento anti-VIH. Si se infectó con el VIH recientemente, hay un “período ventana” durante el cual las pruebas tradicionales de VIH no pueden detectar el virus. Cuando averigüe acerca de comenzar la PrEP, su proveedor de atención médica o el coordinador del estudio pueden sugerir una prueba alternativa que puede detectar la infección más temprano.